jueves, 18 de marzo de 2010

SI EXIGIO COREA

por Sergio Álvarez Reiset

MEDIOTIEMPO (Enviado)

Estadio Corona, ante un lleno, miércoles 17 de Marzo del 2010



Blanco y Javier Hernández marcaron los goles del encuentro

Guillermo Ochoa se equivocó en el único gol de los coreanos

Descifrar la aduana coreana, a la Selección Mexicana se le puso en chino.
Y es que el tercer juego de preparación rumbo al Mundial de Sudáfrica 2010 ante Corea del Norte ha sido el más complejo de resolver para el Tri que finalmente y luego de varias modificaciones, terminó definiendo 2-1 para mantenerse así invicto en su camino rumbo a la Copa del Mundo.
En el tercer juego de observación del representativo mexicano no hubo nuevas sorpresas para el técnico Javier Aguirre, ya que elementos que destacaron en partidos anteriores el "Chicharito" Hernández y Cuauhtémoc Blanco, volvieron a mostrar su calidad marcando goles. Algunos de los convocados que recibieron oportunidad como Jorge Torres Nilo, Juan Carlos Valenzuela o Patricio Araujo, cumplieron pero no marcaron diferencia.
El que tuvo uno de sus juegos más complejos fue el arquero Guillermo Ochoa, y no porque lo hayan bombardeado con disparo a puerta, sino porque cometió un error en el peor momento y en el peor lugar.
Memo se comió un gol en una jugada aparentemente de rutina, lo que provocó que los asistentes al Territorio Santos Modelo corearan el nombre de "Oswaldo, Oswaldo", exigiendo al estratega del Tri vuelva a convocar al portero del Santos Laguna.
El error del arquero de las Águilas se dio luego de no haber sido convocado en los dos últimos llamados al Tri y justo en la tierra donde milita Oswaldo Sánchez, portero al que su afición quiere de vuelta en al Selección.
Quien partido a partido amarra su boleto a Sudáfrica es Javier "Chicharito" Hernández, delantero de las Chivas y quien marcó su cuarto gol en tres partidos disputados este año con la Selección Mexicana. Habrá que ver si amplía su cuota el próximo miércoles, cuando el Tri se enfrente a Islandia en el último juego de preparación antes de que Javier Aguirre dé a conocer la lista de jugadores que representarán a México en la próximo Copa del Mundo.
EL PARTIDO
Fueron demasiadas las modificaciones que el "Vasco" presentó en su alineación con respecto a las de los últimos dos juegos contra Bolivia y Nueva Zelanda.
En la defensa, con lógica falta de coordinación pero sin errores evidentes, se combinaron Jonny Magallón y Juan Carlos Valenzuela con Óscar Rojas y Jorge Torres Nilo en las laterales derecha e izquierda respectivamente. En el medio campo, los jóvenes Patricio Araujo y Jonathan dos Santos formaron la contención y tuvieron un desempeño aceptable, destacando el segundo que durante los primeros minutos del duelo, nuevamente mostró su técnica y aportación ofensiva, como volantes, destacó el "Venado" que mostró buen nivel, desbordando por amabas bandas y siendo uno de los más desequilibrantes, mientras del otro lado Braulio Luna cumplió, pero sufrió con la velocidad del rival. Al frente y como figuras del duelo volvieron a brillar con goles Blanco y "Chícharo".
Más allá de los cambios en el equipo, lo que dificultó el desempeño mexicano fue la recatada propuesta ofensiva de Corea del Norte, jugando prácticamente en su terreno y esperando un contragolpe, fórmula que nunca pudo concretar de no ser por el error de Ochoa en el segundo tiempo. El equipo asiático lleva un mes concentrado y se le nota, con cohesión, excelente forma física y mucha disciplina, aunque poco aporte ofensivo. Sólo al final de la primera mitad, los coreanos mostraron algo de soltura y velocidad, esa que los caracteriza y que México en esta ocasión logró neutralizar.
Las jugadas que destacaron pero que no hicieron diferencia en el marcador las hizo Cuauhémoc Blanco, quien al 13' sacó un disparo que se estrelló en la mano de un defensa pero son intención. Más tarde, al 28' nuevamente Blanco metió un remate de cabeza y le detuvo el arquero y dos minutos después, el veterano jugador estrelló un tiro libre en el marco. Cuau pesaba aunque aún se ve lejos de su forma física. Tres jugadas de peligro y un gol al 51’ ponen a Blanco casi en su tercer Mundial.
El gol del "10" mexicano cayó gracias a un tiro libre desde unos 9 metros fuera del área, cargadito a la izquierda. Blanco le pegó exacto al balón, pasándolo encima de la barrera y con el efecto necesario para que cayera y se le alejara al portero, incrustándolo en el ángulo a la derecha de Guk.
Sin embargo, quien no dormirá esta noche con toda calma es Guillermo Ochoa, quien no había sido convocado en los dos últimos llamado y en esta ocasión que le volvieron a dar la oportunidad, cometió un error que significó la igualada parcial.
Cuando la fiesta había comenzado gracias al gol de Cuau, al 56’ Kum Chol Choe sacó un disparo que Guillermo Ochoa no supo calcular correctamente en una juagada aparentemente de rutina y en la que fue tapado. El error provocó que de inmediato la afición coreara "Oswaldo, Oswaldo", pidiendo el regreso al Tri del arquero del Santos Laguna.
Para fortuna de Memo, ocho minutos más tarde logró detener un disparo raso muy potente y difícil que pudo ser el 2-1 para Corea.
El partido cerró y se definió con un gol de Javier Hernández, jugador que ha destacado en los tres partidos de prueba del Aguirre. El "Chicharito" aprovechó un servicio de Jonny Magallón que hizo una gran jugada, controló y en el mismo toque se acomodó el esférico para quedar solo en la izquierda del área y definir pasando el balón justo en medio de las piernas del portero para el 2-1 final. Cuatro goles en tres partidos son la carta de presentación del jugador en su solicitud de ir a Sudáfrica 2010.
El siguiente compromiso para el Tri, el última hasta antes de que Javier Aguirre dé su última convocatoria será el próximo miércoles ante Islandia.
ARBITRAJE
Bueno del panameño Roberto Moreno, quien permitió fluidez al encuentro. Marcó correctamente una falta sobre el "Chícharo" al 49 que terminó en gol de Blanco, sin embargo, pudo mostrar tarjeta amarilla debido a que el jugador de las Chivas estaba a punto de quedar solo ante el portero.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada